Publicidad
El portal más innovador, dedicado las 24 h. de los 365 días del año en prevención de la salud, bienestar y calidad de vida en Internet. Ofrece apoyo continuo a niños, jóvenes, adultos, mayores y empresas a conservar su más grande tesoro : La Salud.
Salusline logo
Salud, Formación, Calidad de Vida

EMPRESA

PRODUCTIVIDAD
PARA SU EMPRESA

BAJAS POR
ENFERMEDAD

ROTACIÓN DE
EMPLEADOS

BUSCAR
 
Servicios Gratuitos Salusline
Infórmese. Artículos:

Ejercicios y Tests
Testimonios
Publicidad
¿Quiere perder Peso?
Salusline premia su esfuerzo!
Suscriba ahora mismo
a uno de nuestros programas personalizados y obtendrá un 50% de descuento!!
Centros de Salud
Buscasalud
¡ENCUENTRE EL MEJOR HOTEL, SPA, O GIMNASIO DE SU CIUDAD.
Area Multimedia Videos
¿Quiere saber más de su estado de salud? Salusline premia esta breve encuesta...
Indique su Peso (Kg.)
Estatura (cm.)
Edad  

¿Quiénes Somos? ¿Qué es Salusline.com..

ACTIVIDAD FÍSICA EN EL PARKINSON

La enfermos de Parkinson, una enfermedad ocasionada por la muerte de esas células del cerebro que todos conocemos como neuronas -traduciéndose en temblor, rigidez, lentitud y trastorno de la marcha-, están de enhorabuena. Varias investigaciones y el testimonio de pacientes han revelado que el ejercicio físico contribuye a mejorar su bienestar en general y a realizar tareas específicas para las que habitualmente no están capacitados. Si el paciente se somete a un programa regular de ejercicio y mantiene una actitud positiva, podrá confrontar mejor la dolencia que quienes adoptan una actitud de pasividad.

Cuándo hay Parkinson
Si usted o uno de los suyos tiene parkinson, sabrá que los síntomas más evidentes se manifiestan en:
· Trastorno al caminar con problemas para mantener el equilibrio, la coordinación y la postura del cuerpo.
· Lentitud en los movimientos.
· Temblor cuando se está en reposo o manteniéndose en una determinada postura.
· Rigidez, sobre todo en épocas de frío, al sufrir emociones y en estado de movimiento, aunque disminuye reposando.
· Vigor y agilidad corporal variable de unos días a otros.
· Pérdida del volumen de la voz, dificultad para pronunciar las palabras y lentitud al hablar, sin entonar adecuadamente por la rigidez de los músculos de la cara relacionados con el habla.
No obstante el Parkinson, que suele aparecer entre los 50 y los 69 años y afecta a hombres y mujeres por igual, permite mantenerse activo sin exceder los límites de la propia capacidad, si se trabaja a un ritmo que sea cómodo y se planifica bien.
Ejercicios indicados
Ha quedado demostrado que el entrenamiento con pesas, flexibilidad y gimnasia general no sólo mejora los síntomas depresivos asociados a esta enfermedad crónica sino las capacidades físicas, reduciendo temblores y rigidez y aumentando la calidad de vida. He aquí los ejercicios dirigidos a las zonas del cuerpo que hay que trabajar:
Para caminar
1 Manteniéndose lo más derecho que se pueda, andar dejando una apertura entre los pies de unos 35 centímetros.
2 Dar un paso adelantando pie derecho y brazo izquierdo a la par, levantado a cada paso los dedos de los pies.
3 Cargar el peso del cuerpo hacia la pierna adelantada cada vez, llevándola al suelo apoyando el talón en primer lugar.
Cabeza y cuello
1 Girar la cabeza a derecha e izquierda tratando de tocar cada hombro con la barbilla.
2 Doblar la cabeza a uno y otro lado intentando tocar el hombro con la oreja.
3 Inclinar a cabeza hacia delante intentando tocar el pecho con la barbilla, y luego hacia atrás.
4 Rotar la cabeza en la dirección de las manillas del reloj y luego en sentido contrario.
Hombros
Levantar los hombros hacia arriba y bajarlos después, y a continuación empujarlos hacia delante y hacia atrás.
Brazos y manos
1 Levantar los dos brazos hacia delante y subirlos por encima de la cabeza, devolviéndolos a la posición inicial.
2 Extender la mano hacia delante con los dedos extendidos, dejando la otra cerrada sobre el pecho, y hacer lo mismo con la otra seguidamente.
Tronco
1 Sujetos si fuera necesario a algo fijo, pies separados y brazos colgando, doblar el tronco adelante y atrás.
2 La misma posición anterior pero esta vez inclinando el tronco a uno y otro lado.
3 Igual que la posición anterior pero girando el tronco en sentido horario y al revés.
Muslo y el abdomen
1. Acostado boca arriba, levantar una pierna hasta donde se pueda sin doblar la rodilla, bajarla, y repetir con la otra.
2. Boca arriba de nuevo, levantar la pierna, girarla en el aire con el pie extendido en sentido horario y al contrario, bajarla, y cambiar a la otra.
Piernas
1. Acostado sobre la espalda, doblar la rodilla acercándola al pecho lo máximo posible y extender de nuevo. Repetir con la otra pierna.
2. De pie, con la espalda contra la pared, llevar alternativamente cada pierna hacia adelante y hacia arriba lo más alto posible, manteniendo la rodilla sin doblar.
3. De pie, apoyándose en algún lugar, levantar la pierna lateralmente sin doblar la rodilla, bajarla y cambiar a la otra.
4. De pie, sujetándose a un objeto fijo, llevar alternativamente cada pierna hacia atrás lo más lejos posible, sin doblar la rodilla.
5. Sentándose en una silla de respaldo recto, levantar alternativamente cada pierna hasta que la rodilla quede extendida.
6. En la misma situación anterior, levantar y bajar alternativamente cada pierna, como golpeando el suelo con los pies.
Manos y dedos
1. Abrir y cerrar cada mano.
2 Extender y cerrar los dedos de cada mano
3 Separar y unir alternativamente los dedos de las manos.
4 Rotar las manos sobre las muñecas.
5 Flexionar y extender las manos abiertas sobre las muñecas hacia delante y hacia atrás.
Pies
1 Sujetándose a un objeto fijo, levantarse alternativamente sobre los dedos y sobre los talones.
2 De pie, levantar y bajar los dedos.
3 Separar y unir alternativamente los dedos de los pies.
Ejercicios de respiración:
1 Pueden realizarse de pie o sentados. Levantar al inspirar ambos brazos sobre la cabeza y bajarlos al expirar.
Natación terapéutica
Especialmente beneficiosos los ejercicios en el agua, disminuyen la rigidez, aumentan la conciencia corporal y el control del movimiento por el efecto calmante del agua, haciendo trabajar además el sistema cardio-respiratorio. Es aconsejable el control y la guía de un especialista.
Frecuencia, duración e intensidad
Aunque los ejercicios de flexibilidad, equilibrio y coordinación deberían hacerse a diario si es posible, cada caso debe acomodarse a las características del paciente. Lo mismo ocurre con el entrenamiento aeróbico y cardiovascular, como puede ser caminar, y el entrenamiento muscular. Lo recomendado sería de dos a tres veces por semana, entre 20 y 40 minutos en total, haciendo 2 o 3 series en cada ejercicio, de 15 a 20 repeticiones cada una.

ACCESO USUARIOS
Salusline Productos
PRODUCTOS
HRA ®
Test de Riesgos para la Salud. Reciba un informe detallado para mejorar su salud.
Conozca todo para ganar en vitalidad y calidad de vida.
Realice ahora mismo su Test Personalizado de Salud

Tienda ¡Salud!
Lo mejor para su salud
Programas de Salud Personalizados:
CURSOS


P U B L I C I D A D